Interacción virtual que toca la realidad

interactivo31

Todo lo que pasa digitalmente es un reflejo de lo que en la vida real somos capaces de construir. Las herramientas que nos permiten interactuar entre personas, facilitan la mecánica de la comunicación y nos acercan a la idea de crear o robustecer lazos primarios de relaciones laborales y/o afectivas.

En el Congreso Virtual Colombia Aprende, más que una plataforma tecnológica, lo que se construyó y propuso a los participantes es todo un laboratorio de experimentación digital y social. Las herramientas de acercamiento al conocimiento, ofrecen durante estas jornadas de actividades, la posibilidad de interactuar socialmente con otros docentes, estudiantes y profesionales. No sólo el aprendizaje se ha entregado abiertamente. También se han propuesto alternativas de participación a través de foros, wikis, correos electrónico, videoconferencias. La plataforma, interactiva como se ha presentado, ha permitido establecer contactos, generar contenido hipermedial y, muy importante, poder compartirlo todo. Todos estos elementos dieron pie a un trabajo que revela cómo la individualidad digital es cosa del pasado. Los canales de comunicación nos hacen seres con vida, con decisión, con oportunidad de expresar, participar y proponer cambios, alianzas, nuevos caminos.

¿Por qué pensar en lo digital como un fenómeno social?. Porque la tecnología nos debe servir para acercarnos. Son los temas de comunicación los que más permeados se han visto en el gran avance digital. Acercarse significa romper barreras y mitos que nos alejan de realidades ajenas en otros hemisferios o entornos geográficos. Tener la posibilidad de discernir en tiempo real sobre conceptos y experiencias en torno a diversos temas ya es posible, está al alcance de todos, es democracia tecnológica pura.

Todo esto para resaltar de la plataforma de este primer Congreso Virtual la acertada orientación y apertura de herramientas que facilitan la interacción. Integrantes de la comunidad educativa colombiana y mundial han podido a través de aplicaciones interactivas acceder a un entorno digital novedoso, funcional, donde el intercambio de experiencias en la virtualidad probablemente generará cambios en el terreno de lo real y lo tangible.

Anuncios

Diversas y creativas experiencias!

ruta5

La quinta jornada de este maravilloso “Recorrido por Colombia” propone una ruta muy diversa que empieza en el norte y termina en el centro del país. Este recorrido nos permite conocer experiencias colaborativas de instituciones educativas de Valledupar, Medellín, Marquetalia, Bogotá y Sogamoso.

ruta5valleduparLa primera experiencia la propone el Colegio Manuel Germán Cuello de la ciudad de Valledupar que acogió la estrategia de Proyectos Colaborativos con el propósito de crear la página Web para su institución. La ejecución de la idea inició a principios del 2008 con 26 estudiantes de octavo grado, quienes junto a la profesora Rosario Granados Guzmán propusieron y trabajaron en el desarrollo del portal de la institución con el propósito de visualizar a través del uso de las TIC, los proyectos que se construyen de forma interdisciplinaria dentro del colegio, además de propiciar una comunicación constante entre estudiantes y docentes por medio del correo electrónico.

Pese a las dificultades técnicas y la falta de equipos, toda la comunidad educativa se empeñó en sacar adelante esta idea. Por ejemplo, la creación y montaje de la página Web estuvo a cargo de los docentes, pero los estudiantes participaron activamente en la elaboración de sus contenidos y sitios de interacción, además de realizar ensayos, encuestas, tareas y evaluaciones. Por eso hoy presentan con orgullo el resultado: http://www.colmager.com.

ruta5medellinEntretanto, en Medellín están pensando en crear empresa desde el colegio. El colegio Félix Henao Botero, en compañía de las instituciones educativas La libertad, Federico Ozanam y República de Barbados de Medellín, viene desarrollando Red de Empresas Virtuales, un proyecto colaborativo que tiene como propósito brindar herramientas básicas de planes de negocios a los alumnos de éstas instituciones para crear microempresas, todo con el fin de mejorar el nivel de vida de una comunidad de escasos recursos económicos.

El proyecto comenzó hace tres años liderado por el docente Carlos Oswaldo Fernández y otros docentes que  con el apoyo del rector, se dieron a la tarea de buscar que los estudiantes desarrollen una mentalidad empresarial y sean capaces de elaborar productos de calidad, competitivos, de fácil acceso a la comunidad, fabricados con herramientas de la informática y la comunicación, a través de los conocimientos dados en las materias de Tecnología, Informática, Ciencias, Ventas, Emprendimiento, Contabilidad, Química y Matemáticas.  La idea es que en los últimos años escolares (10 y 11), los estudiantes reúnan todos los conocimientos aprendidos y creen un producto que responda a las demandas de la población para la muestra empresarial en el mes de octubre y para que aparezca reseñado en las páginas Web de Medellín Digital y EDUCAME. Hasta el momento se han creado tres muestras empresariales que han contribuido al desarrollo de los estudiantes y al mejoramiento de los productos, fomentando la creación de microempresas como la del ex alumno Camilo Mosquera, quién actualmente fabrica límpido y le vende a las instituciones educativas y a la comunidad.

ruta5marqutaliaComo tercer destino en esta ruta de conocimiento tenemos el proyecto de la Institución Educativa La Quiebra que viene desarrollándose desde hace algunos años en el entorno rural del municipio de Marquetalia, occidente del departamento de Caldas.

El proyecto está enmarcado en el programa Escuela Virtual y tiene como objetivo principal la búsqueda de herramientas que permitan la solución de problemas de la vida real. Favoreciendo de esta manera las capacidades y valores de los estudiantes y la participación de la comunidad en la solución de sus problemas.

Dentro de esta experiencia colaborativa las TIC no sólo han servido para la búsqueda de información, sino también para generar espacios de interacción con personas de otras latitudes a través de blogs, correos electrónicos y chats, haciendo más didáctico y motivante el proceso de aprendizaje.

Hay que resaltar que el rol del docente ha cambiado considerablemente. Ahora su labor más importante es servir de guía y asesor del trabajo del estudiante, además, de ser los encargados de vincular la informática en la mayoría de actividades de clase para fortalecer el aprendizaje de los estudiantes, de ellos y de la comunidad en general.

ruta5bogotaPor su parte, la Escuela Normal Superior Distrital María Montessori, ubicada en la zona centro sur de Bogotá ha inclinado su interés en la implementación de proyectos, tópicos generativos y la inmersión en escenarios urbanos para enriquecer la formación de los futuros maestros.

Dentro de los proyectos realizados allí están Our Digital Culture, Robots de lego, Ropa inteligente, además de la revista y página virtual de la institución, todos enfocados al trabajo colaborativo interno y externo.

Our digital Culture: Este proyecto es liderado por la docente de humanidades Carolina Rodríguez, quien desde sus estudios personales sobre informática educativa se dio cuenta de las ventajas que tenía el trabajo de aprendizaje de las lenguas extranjeras por medio de la tecnología. De esta manera, los estudiantes realizan investigaciones sobre su ciudad, sus costumbres y su lengua al tiempo que otros estudiantes del extranjero realizan la misma actividad para luego poner en común los resultados y experiencias a través de videoconferencias, fortaleciendo de esta forma el intercambio cultural.

Robots de Lego: Las piezas de un Lego robótico y los softwares de programación de los mismos fueron donados por la Universidad de Dundee en Escocia, a la Escuela Normal María Montessori. Con estas herramientas los estudiantes crearon varios robots con características específicas como por ejemplo, sensores de calor, de contacto, de ruido. Dentro de este proyecto los estudiantes definieron sus para garantizar la creación y el buen funcionamiento de cada robot. Aunque el trabajo en este proyecto fue exclusivamente colaborativo dentro de la institución, en otra escuela secundaria en Escocia, los estudiantes de allí hacían la misma actividad con estos Lego Robots.

Ropa Inteligente: Otra experiencia interesante es la creación de guantes configurados para que el movimiento de los dedos traduzca un mensaje en código Morze. En este proyecto, estudiantes de Canadá y Escocia también crearon camisetas y sombreros inteligentes. Esta creación fue un trabajo conjunto: unos cosían el guante, otros los configuraban y otros los conectaban a la red para generar movimientos con los dedos y lograr comunicación bajo este código entre los estudiantes de una institución y otra. La iniciativa fue promovida por las Universidades de Bremen en Alemania y la Universidad Dundee en Reino Unido.

Revista Virtual y Página Web Institucional: Con herramientas como los celulares, los alumnos se han conformado como un grupo que recoge la información, la procesa y la organiza para producir, con el conocimiento adquirido en los semilleros y las clases teóricas, la pagina web y la revista virtual de la institución. Pero además, los alumnos cuentan con clases teóricas en las cuales aprenden el manejo de los softwares que más adelante les permitirán la creación de la página web y la revista virtual institucional, y con los semilleros de comprensión y producción oral y escrita.

ruta5sogamosoEsta esta ruta quinta ruta que recorre diversos lugares de la geografía colombiana, finaliza  en el Instituto Educativo Integrado Joaquín González Camargo, ubicado en Sogamoso, Boyacá. Allí el interés es el cuidado del medio ambiente y por eso se ha planteado desde este año el proyecto “Producción limpia y comercialización de plantas aromáticas”. En esta experiencia participan, como principales encargadas, ocho estudiantes del grado once, y como investigadores, los estudiantes de grados sexto, séptimo y noveno.

Durante este tiempo, se ha desarrollado un trabajo transversal entre diversas áreas con el fin de abarcar todos los frentes de interés en el proyecto: Castellano contribuye con la redacción, la producción oral y escrita, y con todas las habilidades comunicativas en general; en Artística diseñan el logo del proyecto y elaboran carteleras y afiches publicitarios; en Informática fabrican folletos, afiches, textos, diapositivas y la página web; y en Ciencias Naturales y Educación Ambiental desarrollan todo el tema, la investigación sobre las plantas y los procesos de elaboración de los diversos productos.

Las estudiantes de once grado, además de apoyar las investigaciones que realizan los estudiantes de grados inferiores, fabrican en el laboratorio de química productos como papel reciclable con aromas que se usan para elaborar tarjetas y separadores de libros, jabón lavaplatos y bolsitas de tela decoradas por ellas mismas para poner las plantas aromáticas y venderlas.

La trascendencia de la iniciativa es tal que algunas de las estudiantes aseguran que después de salir del colegio podrán montar una micro-empresa con el fin de comercializar todos los productos que gracias a éste proyecto aprendieron a fabricar.

El proyecto ha tenido gran acogida entre los estudiantes, quienes además de aprender sobre las plantas aromáticas, sus beneficios y su taxonomía, desarrollan habilidades como la mejor utilización de herramientas comunicativas y tecnológicas como Flash, Visual Basic y sitios Web como el portal Colombia Aprende que se ha convertido en el medio a través del cual se ha socializado el proyecto con otras instituciones.

¿Qué seguirá?

preguntaAún no termina el  Congreso Virtual Colombia Aprende, faltan 3 jornadas. Pero tal parece que el viernes no es el final de la experiencia… por el contrario, este puede ser el punto de partida de otros escenarios de aprendizaje. Un espacio se ha destinado dentro de la plataforma para que los participantes propongan qué puede seguir después de este escenario de construcción colaborativa de conocimiento que durante 9 días ha propiciado la interacción entre más de 7.800 personas de Colombia y el mundo.

Dos foros han sido dispuestos en “Y luego del Congreso Virtual ¿qué sigue?”.  Aquí los participantes plantean sus ideas  y reflexiones en torno a los temas que consideran pertinentes para trabajar en educación preescolar, básica, media y superior?.

Para Maria Mercedes , docente en bogotana, es importante continuar con la conceptualización sobre uso trasnversal de TIC y aprovechar la amplia  red  que se  puede  tejer  con todos los participantes. Cree además que hace  falta un espacio para compartir diversas  herramientas  y software libre.

Por su parte, Nelly del Socorro, docente de Copacabana, Antioquia cuenta que le gustaría que en próximas versiones del Congreso se abordaran temáticas relacionadas con la enseñanza del inglés a través del trabajo colaborativo. Ella ya a iniciado un trabajo en este sentido pero desea socializarlo para enriquecer su propuesta y compartir con otros docentes.

Dentro de otros temas propuestos por los profes para posterior reflexión con mayor profundización están la evaluación y la promoción de los estudiantes;  motivación y actitud docente frente a los retos del milenio; paz, convivencia y usos de las TIC en poblaciones con necesidades especiales; e-learning, deserción  escolar, políticas educativas que podrían implementarse para minimizarla; convivencia ciudadana y civismo. Muchas ideas, muchas propuestas, muchas preguntas. Una actitud inquieta por parte de la comunidad educativa que demuestra que hay con quiénes trabajar para fortalecer los procesos educativos.

El espacio “Y luego del Congreso Virtual ¿qué sigue?” se percibe enriquecedor, muy constructivo y de la mano de los aportes que los profes y participantes han realizado en otros de los espacios del Congreso, es posible que se constituya en un insumo de gran importancia para el desarrollo de próximas actividades presenciales o virtuales que se programen en el país, Latinoamérica y otros continentes.

Recorriendo experiencias por todos los rincones colombianos

ruta4
Ya son cuatro días de rutas y cerca de veinte experiencias de proyectos colaborativos en todos los rincones de Colombia. La ruta de hoy comienza en La Guajira y baja por los departamentos de Magdalena, Antioquia, Caldas, hasta llegar a Cundinamarca. En estos lugares conoceremos experiencias colaborativas que han influenciado positivamente la relación de las familias con el proceso formativo de sus hijos, y donde las instituciones se han proyectado hacia la comunidad con proyectos que mejoran el entorno social y ambiental.

En el 2002, la Universidad de la Guajira capacitó en informática comunitaria a un grupo de maestros de la Institución Educativa No. 2 de Maicao (Guajira). Gracias a esto se comenzó a hablar de transversalidad de la informática y se creó el macroproyecto “La transversalidad de las M´Tic en los procesos de enseñanza y aprendizaje”, donde los computadores dejan de ser de uso exclusivo de la materia de informática y la tecnología se convierte en una herramienta de apoyo a todas las materias. Esta iniciativa ha cambiado las formas de recibir y dictar las clases, generando interés en los alumnos y en los profesores, quienes ya son iniciadores de otros proyectos colaborativos como: Respetemos a nuestros abuelos, a través del cual se ha logrado fortalecer la relación de los abuelos con sus nietos; y el proyecto Math Club, donde se resuelven y discuten problemas matemáticos que la profesora deja en un blog.

Hace 4 años nace en la Institución Educativa Distrital Rodrigo de Bastidas de Santa Marta (Magdalena), el proyecto colaborativo: “Leer en familia mejora y fortalece el nivel académico y afectivo”, con el propósito de mejorar los procesos de lecto-escritura en los estudiantes y promover, a través de éste, la participación de los padres de familia en el proceso educativo de sus hijos. Esta iniciativa, que parte de la clase de español, ha involucrado a todo el colegio con varias actividades que se realizan en el año: lectura al parque, jornadas para vacunarse contra la pereza de leer, semana de la lectura, martes de noticias, semana literaria, lectura en familia, visitas a la biblioteca del Banco de la República, talleres con los padres de familia. Este proceso ha permitido que los estudiantes mejoren sus resultados en las pruebas del ICFES, y ahora consideran que vincular a la familia en su vida académica es un gran estímulo y apoyo.

Desde Rionegro (Antioquia), siete estudiantes del grado once de la Institución Educativa Gilberto Echeverri Mejía pudieron dar una ojeada más cercana a su entorno y al de otras regiones del país a través de las TIC. Durante doce semanas, lograron conocer más sobre su vereda y municipio, y plasmaron su visión de ciudad a través de relatos e imágenes que luego compartieron con instituciones de otras regiones del país que también estaban vinculadas al proyecto “Construyendo mi ciudad”. Este intercambio de relatos a través de las TIC permitió a los estudiantes conocer las costumbres, el folclor y los hábitos de otras regiones de Colombia.

Enmarcada en la pedagogía Escuela Nueva, y con la implementación de varios proyectos que apuntan a mejorar la calidad de la educación rural, la Institución Educativa Rural La Trinidad viene desarrollando desde el 2001 proyectos colaborativos que no solo involucran a los estudiantes y profesores sino a toda la comunidad: “Mi sexualidad mi presente y mi futuro”, “Costumbres y tradiciones de nuestra región”, “Prevención de desastres”, “Proyecto ambiental”, y “El Baúl de mi abuelita”, son iniciativas que han permitido fortalecer en los estudiantes aspectos como la creatividad, la responsabilidad, el trabajo en equipo, además de convertirlos en inquietos investigadores que buscan nuevos espacios para seguir aprendiendo.

En el 2005 Alfredo Caicedo Cantor llegó a la Unidad Educativa Municipal Manuel Humberto Cárdenas Vélez de Fusagasugá (Cundinamarca) con una idea en la cabeza: contextualizar las matemáticas con la realidad. Se necesitaban datos estadísticos, y los que sirvieron para lograr el objetivo fueron los del consumo de agua de la casa de sus estudiantes. El análisis de los mismos fue tan significativo que nació la idea del proyecto colaborativo “Uso racional del agua”, con el propósito de mejorar los hábitos de consumo de agua domiciliaria proponiendo recomendaciones para su uso racional mediante diferentes actividades. Los productos de esta campaña son plegables, clips de video, fotografías y plugs, que realizan los mismos estudiantes y que luego dan a conocer a sus familias y a la comunidad en general. Para la realización de este proyecto, el profesor Alfredo, con la colaboración de sus alumnos y otros docentes, elaboró una herramienta multimedia diseñada en Visual Basic 6.0, con aplicaciones de Flash MX, Swish 2.0, editores video como Windows Movie Maker, diseño de dibujo y fotografía como Photoshop y Saint, en la cual procesan y documentan todos los datos e información adquirida a través de sus investigaciones y encuestas. Este software fue regalado a todos los colegios de Fusagasugá para que repliquen esta experiencia.

Suma de esfuerzos y creatividad = Colorido “Recorrido por Colombia”

ruta2Las experiencias de las rutas que hacen parte del “Recorrido por Colombia” fueron registradas por los docentes de diversas regiones del país. Integrantes del Grupo I+D en Informática Educativa de la Universidad Eafit se ocuparon de analizar el material propuesto por los docentes y de hacer una selección de aquello más representativo. Posterior a esto se realizaron visitas a los municipios definidos para construir lo que hoy todos podemos ver dentro del sitio del Primer Congreso Virtual Colombia Aprende. La construcción de las 8 rutas se hizo con el apoyo de un grupo de estudiantes de Comunicación Social de la Universidad EAFIT, con la orientación de  profesores y de la jefe de carrera Sonia López.

La suma de ideas, conocimientos y creatividad de los personajes aquí resaltados es lo que nos permite conocer en cada jornada del Congreso mágicos caminos que nos llevan en el “Recorrido por Colombia” a apasionantes experiencias colaborativas.

En esta segunda jornada el continúa pues el “Recorrido por Colombia” con una colorida ruta que empieza en Barranquilla, pasa por Sahagún, Medellín, Aranzazu, y finalmente llega a la ciudad de Bogotá.

barranquilla2En Barranquilla (Atlántico), la Institución Educativa Técnico Distrital Helena de Chauvin presenta el proyecto: “Los jardines, la familia y la ciencia como fomento del aprendizaje”. Éste surge por el poco interés de las alumnas de sexto grado por la materia de ecología, a cargo de la profesora Yurley Jiménez. Sacar de los libros los contenidos de la materia y mostrárselos como algo cotidiano, cercano, y palpable en los jardines de la institución, fue lo que le permitió interesar a sus alumnas por los desechos orgánicos, los ecosistemas, las plantas y la contaminación. Ahora la materia de ecología se aprende en los jardines del colegio y todo lo aprendido se lleva a la práctica, lo que ha permitido mejorar el entorno y el ambiente de la institución con la siembra de plantas y la restauración de las zonas verdes en mal estado y contaminadas. Esta es una experiencia de sexto grado que ha motivado a que los chicos de los demás grados se interesen por el tema y que otras áreas afines ayuden a la sensibilización y concientización del respeto por la naturaleza.

sahagunVivir la experiencia de fabricar un objeto es el principal objetivo de la Feria Tecnoartesanal de la Institución Educativa El Nacional ubicada en Sahagún, (Córdoba). Todos los grados de la institución se unen en esta feria, donde se involucran también los profesores, los padres de familia y la comunidad de Sahagún que ayuda a los estudiantes a que sus ideas se materialicen ya sea en artefactos electrónicos, experiencias gastronómicas, innovaciones… cosas donde la creatividad no tiene límites. Con estas actividades anuales, la institución busca que los estudiantes sean gestores de su propio conocimiento y que tengan un espacio donde se fortalezcan sus competencias laborales y argumentativas que ayudan a su formación integral como personas.

medellinEn Medellín (Antioquia), la Institución Educativa Gabriel García Márquez realiza desde hace 4 años proyectos colaborativos que involucran a toda la comunidad y en los cuáles los estudiantes se han convertido en protagonistas de su propio aprendizaje, pues son ellos quienes planean y ejecutan las diversas actividades de los proyectos: desde la creación de carteleras y la realización de pequeñas obras de teatro, hasta el uso de herramientas tecnológicas como video conferencia o blogs para comunicarse e interactuar con estudiantes de otros países del mundo. Tres de los proyectos más representativos del colegio son: Medellín-Madrid ¡un solo un corazón!, Fire and Ice y Noticias desde mi país. Con cada proyecto, los estudiantes han adquirido habilidades en el manejo de herramientas tecnologías, han descubierto otras culturas y formas de ver el mundo gracias a la virtualidad, y principalmente, han fortalecido el sentido de pertenencia hacia su colegio, su comunidad y su ciudad.

aranzazu“Aprendamos Jugando” y “Qué lindo es mi colegio” son dos proyectos colaborativos que ha implementado la Institución Educativa Alegrías desde 2007, ubicada en Aranzazu (Caldas). Partiendo de la idea de que el juego despierta la creatividad y genera vínculos colaborativos, los estudiantes encuentran un espacio de trabajo diferente al tradicional en las aulas de clase. El primero de ellos tiene como fin acercar a los estudiantes a la lectura, las matemáticas y la ciencia de una de manera lúdica, utilizando el juego como herramienta de construcción de ideas y elaboración de trabajos. En el segundo, los niños recuperan aquellos espacios subutilizados en la institución y encuentran allí un lugar para la convivencia, el respeto y el reconocimiento del otro.

bogotaDesde 2007, la Institución Educativa Distrital Mochuelo bajo de Bogotá (Cundinamarca) desarrolla proyectos colaborativos. Entre estos proyectos se encuentra Asparten (Astronomía: una forma de entender nuestro entorno), el cual trabaja desde varias áreas del saber el tema de la astronomía. Este proyecto surgió a partir de una capacitación en proyectos colaborativos dictada por la Universidad Sergio Arboleda, en donde se tuvo como producto final un software que vuelve más didáctico el aprendizaje de la astronomía. Desde Asparten surge un subproyecto llamado Astroturismo liderado por alumnos del grado décimo, quienes están trabajando en la creación de una empresa en donde puedan ofrecer servicios de Astroturismo en Mochuelo, aprovechando la situación geográfica de esta zona de Bogotá.

Esté atento mañana miércoles 25 de enero a la tercera ruta del “Recorrido por Colombia”. Seguro podrá aprender y sorprenderse mucho más con el potenciar creativo e investigativo de docentes y estudiantes de las diversas regiones colombianas.